Croissant: Cómo hacerlos hojaldrados y que salgan bien

IMG_20170507_180300

Las formas de preparar un determinado alimento, a veces, puede resultar tedioso para muchos, y llega a serlo más, cuando después de un proceso largo y dedicado, no sale como esperamos.

En esta ocasión hablo del hojaldre, una masa a la que hay que dedicar tiempo y muchos cuidados para que todo salga perfecto. Debido a esto, y dado que a veces no dispongo del tiempo suficiente para formar bien la masa, he ido recurriendo a ciertas trampas que me permiten que el resultado final sea igual de bueno.

Los croissants de hojaldre (los de mantequilla o croissants franceses, como también se les llama)  son mi debilidad, pero requieren mucho tiempo y hay que tener la masa muy fría en todo momento para que las capas se vayan formando bien. El tema es que un día desperté con mucho antojo de ellos, y al no tener hojaldre en el congelador se me ocurrió esto.

Ya se que no es una técnica para nada profesional ni mucho menos, solo quiero compartir mi experiencia con todos aquellos que quieran salir del paso haciendo croissants franceses y que realmente salgan hojaldrados.

 Ingredientes:

Para la masa:

  • 500gr harina
  • 100 gr azúcar
  • 10 gr sal
  • 15 gr levadura fresca
  • 1 huevo (de unos 50 gr)
  • 50 gr leche
  • 40 gr mantequilla (en pomada)
  • 200 ml agua

Para hojaldrar:

  • 270 gr de mantequilla muy fría ****

****Aquí vemos la mantequilla que tendríamos que utilizar si hiciésemos el proceso de hojaldrado bien. Nosotros vamos a a hacer la masa sin este proceso, por lo que al final utilizaremos bastante menos, esto tiene que ser a ojo. Vamos a ir viéndolo en las fotografías.

Procedimiento:

1. Metemos los alimentos secos en el bol. Harina. sal, levadura y azúcar.

IMG_20170501_150727775

2. Poco a poco vamos añadiendo los líquidos, y finalmente, la mantequilla en pomada.

IMG_20170501_151248772

IMG_20170501_151818245

IMG_20170501_152830905

3. Dejamos reposar hasta que doble su volumen. Cortamos en porciones y estiramos varias tandas de masa con un grosor de 2 milímetros como máximo. Metemos en la nevera 5 minutos.

IMG_20170501_153031830

IMG_20170501_185331682

4. Damos forma de triángulo a cada croissant. Y con mantequilla bien fria, extendemos sobre la masa. Empezamos a enrollarlo. Cuantas más vueltas dé sobre si mismo, más capas conseguiremos. Los pincelamos con huevo y los metemos al horno precalentado a 180ºC (calor arriba y abajo sin ventilador). Los dejamos hasta que los veamos dorados…  Y voilá, crugientitos, crugientitos!

IMG_20170507_163722127

IMG_20170507_164004472

IMG_20170507_164141815

IMG_20170507_165204270

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Anuncios

Masa de empanada especiada

IMG_20170514_122017

Soy consciente de que determinadas recetas no deberían modificarse ni por asomo. La masa de la empanada que hacemos en casa sale muy rica, con su puntito crujiente, pero la pasión que siento por la cocina no me permite quedarme en una única elaboración sin probar algo más allá.

El caso es que el otro día escribiendo en google “Masa de empanada con canela” descubrí una receta de Xavier Barriga que está de locuuuuura!Gracias Xavier por compartir tus conocimientos!

La empanada que hace él contiene germen de trigo y nuez moscada, ingredientes que yo no tenía en ese momento en mi casa, así que os voy a contar como la hice yo y que fue lo que añadí a mayores. Y de verdad os digo que salió espectacular y que es de esas recetas que se guardan con candado. Aquí os va.

Ingredientes: (Esta preparación da para dos empanadas del grosor que a mi me gusta)

  • 500gr de harina de trigo (la normal)
  • 8 gr de sal
  • 320 ml de agua
  • 5 Gramos de levadura
  • 1 Pizca de canela molida
  • 1 pizca de ralladura de limón y de naranja
  • 1 cucharadita de pimentón dulce
  • y aceite del sofrito (para pincelar)

Preparación:

1.Cogemos un bol y juntamos la harina, sal, canela, ralladura de naranja y limón, el pimentón dulce y la levadura (si es seca).

IMG_20170514_102221012

2. Calentamos ligeramente el agua y lo incorporamos a la mezcla anterior. (Si vais a utilizar levadura fresca, deshacerla con el agua antes de incorporarla al paso anterior).

3. Una vez tengamos una masa homogénea, dejamos reposar hasta que doble su volumen.

IMG_20170514_103014329

4. Dividimos la masa en 4 porciones. Da para dos empanadas. Si no queremos hacer dos, guardad la mitad de masa en el congelador (os sacará de muchos apuros). Estiramos la masa hasta el grosor que a nosotros nos guste, añadimos el relleno (y no os preocupeis, cualquier relleno va bien con esta empanada) y tapamos con la otra mitad de masa. Plegamos los bordes y hacemos un agujero en el centro.

IMG_20170514_111753841

IMG_20170514_112624794

5. Precalentamos el horno a 250º C y antes de meterla, la pincelamos con el aceite que nos sobró del refrito (para mí esto es la clave de una buena empanada).

IMG_20170514_115346

IMG_20170514_115337

6. Bajamos a 220ºC y la dejamos cociendose unos 20 minutos, hasta que la veáis dorada.

IMG_20170515_114848

IMG_20170515_114643

IMG_20170515_114653

 

Trucos para una empanada perfecta:

1. La masa os juro que sale espectacular, con un aroma diferente, tenéis que probarla.

2. Xabier no usa pimentón dulce para la masa y creo que la pincela con huevo batido en vez de con aceite, pero para mi usar aceite del refrito en vez de huevo hace que pase de un notable a un sobresaliente.

3. El pimentón dulce a parte de darle sabor, le da un color espectacular a la empanada.

4. Siempre he hecho empanadas sin levadura y considero que no hace falta. Pero esta receta es una masa simple que no lleva aceite ni huevos en su elaboración y es conveniente usarla.

5. En cuanto a los rellenos, usad el que más os guste, esta masa no os defraudará. Para mi es una esquisitez.

 

 

Tarta de bizcocho de chocolate y nata

IMG_20170512_185547

 

Qué tal estáis golosos y golosas!!?

Tengo un montón de recetas guardadas para vosotros pero entre una cosa y otra he dejado de lado el blog…

Hoy os voy a enseñar una tarta de chocolate y nata muy rica y muy fácil de hacer. Y es que además, esta tarta es un puntazo porque le suele gustar a todo el mundo.

El bizcocho que hago para este tipo de preparaciones es “aireoso” y más blandito que las típicas bases que se compran. A mi personalmente me gusta mucho más y la sensación cuando comes tu porción de tarta (o la tarta entera esto ya depende del día) es de esta que no sientes que explotas después de haberla comido. No se si me entendéis… Yo es que cuando como tarta, como tarta. Nada de eso de… a mi córtame poquito.

Que la verdad que esto último siempre me hizo mucha gracia porque esta situación ocurre y mucho. Y si no, atentos a esto.

A medida que avanza la fiesta y llega el momento de la tarta, aparece en escena el que quiere cortarla, que suele ser el que la compra o en su defecto,el que la hace. Y aquí sí que sí empieza la verdadera fiesta.

El primer trozo es exagerado y empiezan las caras de ooooh dios mio, eso tan grande? Para mi no!. Y va pasando el plato con la tarta como si se tratase de la patata caliente de GranPrix por todas las personas de la mesa. Y es el momento que alguno salta y dice,  Fulanito!(Fulanito???) para mi poca!         Si… poco! piensa el que corta, que parece que ese día no controla de cantidades.

Así que la cosa empieza con un a mi poco y acaba con posteriores frases tipo, ui, a mi la mitad de lo de ella. Pues a mi la mitad de la mitad!  La mitad de la mitad de la mitad.                             En serio???

Alguno creo que llego a nombrar a los átomos de la nata! Y señores, algo tan rico hay que disfrutarlo. Por eso, desde mi humilde opinión, esta tarta es mejor hacerla con un bizcocho más esponjoso y no tan seco como el genovés…porque sé de buena tinta que la gente (por mucho que empiece con la apariencia de… “Seeee ☼…yo es que me cuido!” acaba repitiendo.

Ingredientes:

  • 200 gr azúcar
  • 4 claras
  • 4 yemas
  • 220 ml leche
  • 200 ml aceite girasol
  • 30 gr cacao desgrasado en polvo
  • 330 gr harina
  • 1 pizca de sal
  • 1 sobre de levadura química

Preparación:

1. Montamos las claras a punto de nieve fuerte.

2. Retiramos las claras para un bol y batimos las yemas con el azúcar hasta que blanqueen y se forme una masa esponjosa.

IMG_20160228_104431

3. Añadimos los líquidos ( leche y aceite) e incorporamos bien. (En esta foto vemos como blanquearon las yema con el azúcar antes de meter la leche en la preparación).

4. Echamos la levadura, la sal, el cacao y la harina tamizada. Es importante que se tamice, así conseguiremos darle más aire a la masa.

5. Con ayuda de una espátula vamos incorporando las claras a punto de nieve, haciendo movimientos envolventes para ir metiéndole más aire a la masa. Mirad qué burbujas salen!

6. En este punto, lo pasamos a un molde ( de nuestra preferencia) y lo engrasamos bien con mantequilla. Mientras que ponemos a precalentar el horno a 240ºC (calor arriba y abajo con ventilador), metemos nuestro prebizcocho a la nevera.

7. Cuando el horno ya haya alcanzado esa temperatura, sacamos la masa de la nevera y lo metemos en el horno. En este momento bajamos la temperatura a 180º.

8. Sin abrir la puerta del horno (importante) a los 20 minutos de horneado lo he bajado a 175ºC. A los 35 minutos, comprobamos su cocción pinchádolo con un palillo. (a mi aquí me suele salir el palillo seco) Así que bajo a 170ºC y lo dejo 5 minutos más. Si veis que el palillo sale húmedo, subid a 180º la temperatura y poned papel albal por encima para que no se os chasque.

IMG_20170228_165411179_HDR

9. Dejamos enfriar toda una noche y con un cuchillo y precisión de cirujano, lo partimos a la mitad (a lo ancho) quedándonos con dos planchas de bizcocho iguales. Añadimos la nata montada en el centro y esparcimos. Metemos en el congelador hasta que endurezca.

IMG_20170302_173822181

10. Una vez rígida, procedemos a taparla por los laterales con más nata, dejándola totalmente lisa y volvemos a meter al congelador. Podemos ayudarnos de una rasqueta.

IMG_20170302_182651636

11. Hacemos una base de chocolate con leche al baño maría para cubrir la tarta. Y la diseñamos como más nos guste.

IMG_20170512_185538

IMG_20170512_185547

yo hice dos tartas…

IMG_20170512_181407

IMG_20170512_185558

 

Hogaza de pan de centeno, trigo, pasas y nueces

IMG_20170212_000926

Aquí estoy de nuevo después de tanto tiempo, con nuevas recetas y nuevas alegrías. Y la verdad, es que no a sido por falta de tiempo para cocinar sino que, con tanto ajetreo, nunca encontraba momento para escribir.

Así que hoy vengo con una receta clásica, una receta de pan que le gusta a casi todo el mundo por su cantidad de aromas y texturas. Hoy vamos a ver como hago yo una hogaza de pan de centeno, trigo, pasas y nueces con un sabor espectacular y con una pinta que iguala a la de las panaderías de antaño. Cuando el pan era pan.

Lo cierto es que ha sido a base de muchos intentos, a base de errores he ido perfeccionando la técnica para simular en un horno convencional muy corrientito, lo que hacen en los obradores para que salga ese pan que la gente ahora sólo come los domingos o cuando nos vamos de fiesta y comilona al pueblo.

Y realmente, esta afición por el pan viene, en cierto modo, porque me encanta comerlo. Un alimento con tan pocos ingredientes,que para mi, es la base de todo. Así que después de muchas indagaciones y muchas recetas, varias formas de amasado, si añadir vapor o no al horno, más o menos temperatura de cocción… he llegado a una forma que según mi parecer es una de las mejores para que el pan salga como tiene que salir.

Vamos con la receta.

Ingredientes:

  • 100 g masa madre al 100% hidratación (fermento natural)
  • 300 g harina panificable
  • 150 g harina integral de centeno
  • 400 g agua
  • 100 g pasas
  • 100 g nueces (peladas)
  • 15 g azúcar/miel/sirope
  • 12 g sal
  • 8 gr levadura fresca

Preparación:

1.Lo primero que tenemos que hacer es la masa madre. Si no se tiene hecha ya, debemos dejarla al menos, unas 12 horas para que coja sabor y potencie los sabores y la textura del pan que vamos a formar. La receta de la masa madre al 100% de hidratación la subiré proximamente al blog.

2. En una taza ponemos un poco de agua y disolvemos en ella la levadura junto con el azúcar/miel/sirope. Y dejamos reposar durante 10 minutos.

3. En un bol, o en una máquina amasadora, añadimos la masa madre, la mezcla anterior, el resto del agua, los dos tipos de harina y la sal. Amasamos hasta que veamos que la mezcla está homogénea. Esta masa es un tanto pegajosa. Pero lo mejor que se puede hacer es darle reposo. Aprendí de grandes maestros panaderos, que el reposo, a parte de darle grandes propiedades al pan, hacían que este se amasase solo. Así que amasamos 2 minutos, y lo dejamos reposar 5.Así hasta que el pan adquiera una consistencia firme.

4. Añadimos las pasas y las nueces. Untamos un bol con aceite y dejamos levar hasta que doble su tamaño.

IMG_20170217_122801817

5. Una vez ocurra, desinflamos la masa y procedemos a darle forma. En forma de barra, en forma de hogaza, como se quiera.

IMG_20170103_193317262

6. Precalentamos el horno a 230ºC. Antes de meterlas, con un vaporizador las mojamos por todo su contorno. Lo perfecto sería que nuestro horno tuviese opción de calentar solo por debajo. El mío no lo tiene, yo tengo que poner horno arriba-abajo. Y para crear el efecto de más temperatura inferior, dejo la bandeja de horno dentro mientras precalienta. (otra opción es tener una piedra de horno o la plancha Celsius aunque… €-_-€. Utilicemos lo de casa que funciona).

IMG_20170212_000926

7. A los 15 minutos, bajamos el horno a 200ºC (ahora si calor arriba y abajo) y lo dejamos unos 40 minutos más. Sacamos y dejamos enfriar el pan antes de cortar.

IMG_20170212_095608

Aquí os dejo otra manera de darle forma al pan. A lo bollo y sin pasas. Muy blandito.

IMG_20170126_185943

Espero que os guste!

¿CAFETEAMOS?

screenshot_2016-03-11-12-33-35-1

Llevo una temporada sin horno y estoy que muerrrdoooo. Pero como preparar cafés es otra de mis pasiones raras… hoy he decidido hacer una entrada  con algunos de mis ¨capuccinos¨. Igual los entendidos de los cafés se asustan, el diseño de alguno no es para menos ☺☺ pero realmente están muy buenos, a mi me gustan cremositos.

Bueno, realmente no os voy a hacer ver una serie de fotos, que eso no le importa a nadie. Si no que me parece buena opción hablaros sobre como podemos hacer espuma para el café. Es un tema que me dio varios quebraderos en su día y quiero compartirlo con  vosotros.

Al principio, tenía esa sensación de amor-odio por una cafetera con vaporizador. Realmente me pasa con muchas maquinas de cocina ☺ quiero comprarlo pero…y si luego lo tengo ahí y no lo uso? Vaya gasto innecesario y aún encima ocupan espacio (alguien me entiende?). Así que lo primero que hice fue comprar un batidor baratito y probar.

Resultado de imagen de batidor a pilas para leche

El batidor está bien para sacarte de algún apuro, pero para lo que yo quería, que es hacer una espuma consistente se me quedó corto.

Posteriormente compré una cafetera de émbolo en Ikea. Sólo para utilizarla para espumar leche, nada más. Y la sensación que me dio es que espuma. Mucho. Pero es una espuma que retiene muchas partículas de aire y eso realmente no es agradable cuando tomamos un café.

Resultado de imagen de cafetera de embolo ikea

La ultima adquisición fue la cafetera de espresso con vaporizador incluido. Que para mi, cumple con creces lo que quería. Se forma una espuma muy cremosa, no crea partículas de aire como nos pasaba en los casos anteriores porque debido al paso de temperatura de frío a caliente hace que la emulsión salga perfecta.

La crema de leche se forma mejor cuando la leche está fría por lo que el vaporizador es la única manera, de las comentadas, para que nos quede una consistencia adecuada y no solamente una leche aireada.

Pues venga, comienza mi sesión de fotos. Que tratándose de estos dibujos tan abstractos en la crema… bien podría ser de estas sesiones de psicólogo en las cuales, este, adivina lo que le pasa al paciente según la imagen que vea ☺

screenshot_2016-04-05-12-09-03-1

screenshot_2016-04-04-14-31-20-1

screenshot_2016-04-01-18-17-06-1

screenshot_2016-04-03-13-05-04-1

screenshot_2016-04-01-18-20-22-1

screenshot_2016-04-01-18-23-50-1

                 ¿Qué me decís de esta? Sol. La cabeza de un elefante En serio?????

screenshot_2016-04-05-11-57-13-1

screenshot_2016-04-03-13-16-54-1

 

Pollo al estilo teriyaki

img_20161005_113524

La gastronomía de otros países es algo que siempre me ha llamado la atención, las diferentes maneras de preparar un mismo plato, alimentos autóctonos… todo aquello diferente a lo que estoy acostumbrada a probar.

El pollo teriyaki lo hago a mi estilo, no es mejor ni peor a otros, es simplemente diferente y muy sabroso. Allá vamos con la receta.

Ingredientes:

  • 1 cebolla grande
  • 1 pimiento
  • 1 pechuga de pollo
  • 1 bistec de cerdo
  • brotes de soja
  • sésamo (ajonjoli)
  • salsa de soja
  • salsa teriyaki
  • harina (para empanar)

Preparación:

1.Cortamos en tiras (en juliana) la cebolla y el pimiento. Ponemos a pochar en una sarten con un poco de aceite.

img_20160819_134301933

2. Limpiamos los bistecs y cortamos en tiras. Empanamos con harina y sal y lo dejamos macerar hasta que las verduras estén completamente pochadas en la salsa de soja.

img_20161005_113604

3. Añadimos el pollo y el bistec de cerdo a la sartén y dejamos que se selle por todos los lados. Mientras incorporamos los brotes de soja.

4. Después que hayan pasado unos 5 minutos, espolvoreamos un poco de sésamo tostado por encima y un buen chorro de salsa teriyaki. Bajamos el fuego y tapamos, hasta que todos los ingredientes queden melosos.

img_20161005_113551

5. Servimos junto con un poco de arroz o fideos.

img_20161005_113534

Barritas de Pan (1/2 trigo, 1/2 integral) de Pasas y Nueces

img_20160628_202943

El pan es uno de los alimentos que más me gusta hacer en casa. Un buen pan, con todo su aroma y sabor. Añadiéndole lo que más nos guste. Todo un planazo para degustar.

Cuando hago pan, hago bastante cantidad, luego una vez cocido lo meto en el congelador y cuando quiero merendar con él le doy un golpe de micro (30 seg a lo sumo) y están como recién hechas.

Ingredientes:

  • 400 gr de harina de fuerza
  • 400 gr de harina integral
  • 2 cdas. soperas de miel
  • 1 y 1/2 vasos de agua templada
  • 2 cdtas. sal
  • 1 sobre de levadura seca de panadero
  • nueces y pasas (cantidades al gusto)

Preparación:

1.Juntamos las dos harinas y añadimos la miel.

2. Calentamos el agua hasta templar y deshacemos la levadura en ella (si tienes la levadura fresca. Si no, se le añade luego).

3. En el bol de las harinas y la miel, echamos la levadura (si la que usas es seca de panadero) y la sal a un lado.

4. Incorporamos el líquido a los sólidos. Y amasamos hasta que quede una masa completamente moldeable. Dejamos reposar durante al menos 2 horas.

5.Metemos las pasas y las nueces sin desgarrar la masa.

6.Formamos barras de pan o bollitos. Y dejamos crecer nuevamente. Metemos en el horno, precalentado a 250ºC durante 10-15 minutos hasta que queden completamente doradas. Y al meterlas, le damos un golpe de vapor con un vaporizador lleno de agua, tanto al pan como a las paredes del horno. De esta manera nos quedará una miga suave y una corteza crujiente.

img_20160628_202943